Blog de Félix Sautié Mederos
POR UN SOCIALISMO PARTICIPATIVO Y DEMOCRÁTICO

DESDE EL LEVANTE DE LA PENINSULA IBÉRICA.

En Elche el antropólogo ilicitano Manuel Rodríguez Maciá, mi amigo muy cercano, me llevó a visitar a la Virgen de la Asunción en su Basílica desde donde se ejerce como alcaldesa emérita de la ciudad. Les testimonio y explico:

Queridos lectores de Crónicas Cubanas, en una anterior crónica publicada en Por Esto! a mi regreso en mayo del 2018 de Mérida en Yucatán, les escribí que viajar tiene sus encantos, sus alegrías, sus tristezas,  sus cansancios físicos e incluso sus riesgos. Ahora, lo reitero con un especial sentido de la Crónica que les escribo, dado las circunstancias y el lugar de mi nuevo viaje.

En esta ocasión, he reiniciado de nuevo mi peregrinaje por otros países del mundo, por la España de mis ancestros, en función principal de la tarea que me he impuesto, de  salir desde mi Rincón de Centro Habana para explicar mis razones de apoyo al nuevo Gobierno de La Habana y en especial al Presidente Miguel Díaz Canel, lo que quizás no me entendió quien en una entrevista de prensa que me hicieron al principio de mi actual  visita a Elche, se refirió solo a aspectos y percepciones secundarias aunque también importantes, pero no las determinantes de las razones esenciales que han movido mi visita y que expongo en este párrafo inicial.

Debo decir que mi peregrinaje internacional del momento es para mí una obligación  ética de principios, como consecuencia  de haber abogado tanto porque las nuevas generaciones, nacidas y formadas después del Triunfo de la Revolución cubana asumieran cuanto antes los timones de mando de la sociedad, ya que el movimiento de la materia y de la vida así lo estaban exigiendo por causa del envejecimiento natural de las generaciones que habían luchado en la insurrección y construido el proceso de la Revolución Triunfante a partir de 1959, de las cuales formo parte para mi orgullo personal..

Ya han transcurrido 60 años de Revolución  y es tiempo para el relevo y el descanso, incuso cuando los peligros aun se encuentran  muy latentes y quizás se han intensificado más por causa de  la poitica agresiva en extremos de Mr. Trump. Quizás a algunos que no quieren reconocer la realidad, les moleste que se hable de estas circunstancias. Eso lo lamento, porque mis compromisos no son con los inmovilistas, los triunfalistas ni con los dogmáticos. Mis compromisos son con la verdad por sobre todas las cosas, con el pueblo, con la Revolución y con los revolucionarios verdaderos que se funden con la población de a pie, con su anhelos y con sus intereses; y dejan de ser entes en sí para convertirse en ciudadanos para sí.

Después de haber transitado  por Madrid, punto de arribo y de regreso, mi primera escala fue en Alicante – Elche, muy especialmente en Elche, ciudad culta de palmeras y producción industrial, ayer escala casi obligada en mis recorridos de muchos años por la España Madre, que más allá de las diferencias políticas nos acoge a los cubanos en razón de las familias compartidas por la etnias, la sangre, la historia, así como por la cultura y las ideas  más allá de las  circunstancias no coincidentes y no compartidas.

En Elche se respira algo que ya he expresado en algunas de mis crónicas del pasado. Me refiero a  un sentido especial de los símbolos que cobran vida en una espiritualidad que se manifiesta y se desarrolla como parte determinante de la condición humana que nos diferencia esencialmente de los animales y del denominado Reino Mineral.

Una de las expresiones más trascendentes de los símbolos que en mi opinión muy personal cobran vida real en la espiritualidad humana de los ilicitanos que visité, es la devoción y el respeto por parte de ellos hacia su Patrona, Nuestra Señora de la Asunción expuesta en la Basílica de Elche, desde donde se le proclama como alcaldesa emérita de la ciudad y protectora de los palmerales mediterráneos y levantinos  que pueblan  a la ciudad y a la comarca ilicitana.

En mi opinión me encontré con   una consecuencia de las imbricaciones existenciales de la fe en lo espiritual, con la vida en sociedad y con el  movimiento de la materia; en las que los pobladores de Elche en el tiempo, han sabido manifestarse y actuar con una creatividad más allá de los dogmas y de los conceptos materialistas vulgares que niegan cualquier sentido espiritual que pueda surgir y objetivarse en confrontación con los  intereses fácticos de los poderosos de la tierra, que en el tiempo han pujado por hacerse de los controles de mando de la vida, de la sociedad y de la economía. Me explico, al haberse planteado el concepto de la Virgen de la Asunción como Alcaldesa emérita de la ciudad de Elche, han puesto bajo la protección de una figura humana trascendente fundida con la espiritualidad evangélica propia de la cultura occidental de la que España es parte integrante esencial, a los palmeras datileras que constituyen la mayor riqueza natural de la ciudad y de la Región.

Los símbolos inducen y perfeccionan el sentido de la espiritualidad y la espiritualidad les da vida real a los símbolos, en una dinámica existencial en que se complementan  la fe, la naturaleza y la realidad. Eso fue lo que experimenté en el camerino de la Virgen al que me llevó mi amigo Manolo el alcalde de siempre aunque su  período de gobierno local ya haya expirado. Junto a aquella imagen ancestral y honrada por los ilicitanos en su historia, estuve embargado por una profunda emoción y un sentido muy especial de mi espiritualidad ante la historia, la devoción y el concepto práctico de la tradición que le da vida a la cultura, las ideas y el pensamiento  que animan a la sociedad en un ciudad ancestral que respeta y revive día a día a sus tradiciones y a su historia urbana .Las que en mi criterio, ofrecen razón de ser y disfrute a una identidad que hace de lo cotidiano algo trascendente, capaz de infundir vida, paz y convivencia a quienes la habitan, la visitan y la disfrutan.

Así lo pienso y así lo expreso con mis respetos para el pensamiento diferente y sin querer ofender a nadie en particular.

Publicado en el periódico Por Esto!, sección de Cultura el jueves 21 de junio del 2018,

http://www.poresto.net/ver_nota.php?zona=yucatan&idSeccion=33&idTitulo=656381

Compartir

  0  Comentarios

  Aún no se ha agregado ningún comentario.

  Deja un comentario

- No se permiten insultos, ni palabras soeces o despectivas.
- No se permiten alusiones ofensivas sobre personas, hechos ni entidades.
- No se permiten conceptos racistas ni irrespetuosos a la diversidad de opción de las personas.
- No se permiten amenazas de ningún tipo.