Web de Félix Sautié Mederos

LEP 488.- La esperanza y POR ESTO! Mi reflexión final sobre el 28 Aniversario y el IV Seminario Internacional de Periodismo

CDLXXXVIII

Don Pedro Casaldáliga, poeta y Obispo emérito de Sao Felix do Araguaia en el Matto Groso Brasileño y un referente fundamental de la Teología de la Liberación en Nuestra América, a quien considero muy en especial mi mentor en mi actividad de Teólogo Laico, durante su viaje a Cuba de febrero de 1999 en uno de sus encuentros con activistas e intelectuales católicos cubanos, nos habló muy sentidamente al respecto de la importancia que le concede a la Esperanza como motor de vida. Cito textual algunos párrafos esenciales de su intervención en el desaparecido Instituto Superior de Estudios Bíblicos y Teológicos de Cuba, ISEBIT, La Habana 12 de febrero de 1999:

Una sugerencia para ustedes y para mí también: los cristianos no solo debemos saber esperar, sino que debemos saber sembrar esperanzas. Me gustaba mucho la expresión del mártir Ellacuría, jesuita, teólogo y filósofo ‘Debemos ser esperanzados y esperanzadores’. En última instancia somos testigos de la falta que es la gran esperanza y la suprema y definitiva garantía de toda la esperanza humana….

…Cuando no podamos hacer nada más, podemos compadecer, podemos sembrar ternura. Porque normalmente las personas lo que piden es otra persona. Hay un famoso escritor español, novelista, Delibes, que dice que todo ser has venido a la creación para hacerle compañía a otro ser. Nosotros humanos, humanas, lo somos para extender lo más posible. Estamos aquí en la catedral de La Santísima Trinidad.  La Trinidad es un dios comunidad, la mejor comunidad. Entonces vamos a ser comunidad. Damos compañía, comprensión, ternura; ustedes invocan mucho al Che, yo también le quiero, le tengo hecho un poema hecho con mucho sentimiento cuando él murió, porque yo respeto mucho a las personas que son capaces de dar la vida por una causa humana. Ahí está lo que dijo Jesús: dar la vida es la mayor prueba de amor. Yo soy hijo de mártires, he vivido el martirio en España, en la revolución famosa y he vivido el martirio constantemente aquí en América Latina y algunos mártires me han sustituido y he conocido personalmente a muchos mártires. Y pienso siempre y digo que un pueblo o una Iglesia que olvidase a sus mártires, no merecería sobrevivir, que eso sería como renunciar a la misma sangre… (fin de las citas)

El poema sobre el Che Guevara que nos mencionó Don Pedro en aquella ocasión, que por cierto no es el único que le ha dedicado al Che Guevara, termina con un canto suyo a la esperanza y cito textual su verso final:

Ni los “buenos” –de un lado-,

Ni los “malos” –del otro-,

Entenderán mi canto.

Dirán que soy poeta simplemente.

Pensarán que la moda me ha podido.

Recordarán que soy un cura “nuevo”.

¡Me importa todo igual!

Somos amigos

y hablo contigo ahora

a través de la muerte que nos une;

alargándote un ramo de esperanza,

¡todo un bosque florido

de americanos jacarandás perennes,

querido Che Guevara!

 

En otro poema suyo Don Pedro nos ofrece una norma para crear la Esperanza:

NUESTRA HORA.

 

Es tarde

pero es nuestra hora.

 

Es tarde

pero es todo el tiempo

que tenemos a mano

para hacer el futuro.

 

Es tarde

pero somos nosotros

esta hora tardía.

 

Es tarde

pero es madrugada

Si insistimos un poco.

 

 

He comenzado este capítulo LEP 488 con esta mención a la esperanza y la importancia que tiene crear esperanzas en lo que Che es un abanderado, porque estamos viviendo tiempos en Nuestra América de amenazas cargadas de odios y anunciadoras de los sufrimientos, de las muertes y de las guerras con que el Imperialismo del Norte Revuelto y Brutal que nos desprecias, nos amenaza. Y que, en los estertores de su poderío, nos pretende aplicar su vieja Doctrina Monroe del palo y la zanahoria como parte esencial de sus desfasados sueños de recuperar lo que siempre ha considerado su patrio trasero.

 

En estas circunstancias saber sembrar esperanzas es vital para organizar la resistencia y la defensa de nuestra identidad, de nuestros recursos naturales, de nuestras tierras y de nuestras vidas en libertad que nos negamos a que vuelvan a ser esclavizadas; y en alianza de sangre con los pueblos originarios de Nuestra América, atacados y menospreciados, debemos saber crear las esperanzas de que sí se puede. Y en esto POR ESTO!, es un órgano de prensa movilizador que nos estimula a diario a favor de sostener y desarrollar nuestra dignidad, Identidad y Soberanía.

 

Esto que planteo en conjunto con las dos crónicas que cito a continuación, es el final y el resumen de mis impresiones, sentimientos y experiencias acumulados durante los días que he vivido en Mérida, Yucatán, en los que participé en las conmemoraciones del 28 Aniversario de Por Esto! y el IV seminario Internacional de Periodistas convocado con el lema POR UN PERIODISMO AUTÉTICO 2019.

 

La primera, con fecha sábado 23 de marzo del 2019 y el título ¿CUÁL ES EL SECRETO DE POR ESTO?, que cito textual a continuación:

Queridos lectores de Crónicas Cubanas, en esta ocasión les escribo desde Mérida en donde me encuentro de visita con motivo de mi participación en las actividades conmemorativas del 28 Aniversario de Por Esto! y quisiera comentarles brevemente mis sentimientos. No puedo regresar a La Habana sin hacerlo, porque Por Esto! forma parte de mi vida y ha devenido mi principal trinchera de luchas por la paz, la justicia social y el futuro en esta etapa final de mi peregrinaje terrenal.

Por Esto! es una Casa de Acogida de los revolucionarios del mundo, especialmente de los que somos de Nuestra América, con énfasis para los periodistas en peligro por su dignidad de lucha y para los acorralados pueblos originarios que se les está despojando de todo lo que es suyo y necesitan de poderosos instrumentos para luchar por su dignidad y en  soberanía, porque hace 28 años fue creado para eso mismo por el insigne Maestro de Periodistas Don Mario Renato Menéndez, quien ha entregado su vida desde que era muy joven a las luchas por la dignidad, la identidad y la soberanía, para todos y por  el  bien de todos.

Los aniversarios de Por Esto! cada 21 de marzo, han devenido momentos de encuentro, retroalimentación e impulso para continuar la lucha y recuperarnos espiritual y revolucionariamente, en una fecha muy significativa, sagrada para las culturas originarias de Nuestra América y de recordación muy en especial de Don Benito Juárez el Benemérito de Nuestra América en su cumpleaños.

Quizás algunos no se hayan dado cuenta de cuál es el Secreto de Por Esto!, los espacios mágicos nos acogen sin bombos ni platillos, pero tienen sus secretos determinantes y Por Esto! en estas cuestiones no es una excepción., pero su Secreto es evidente, no hay que ser un iniciado para comprenderlo:

  • La voluntad de lucha inclaudicable sin marchas atrás, pausas ni miedos onerosos de Don Mario su fundador;
  • La conquista de cada nuevo presente siempre en pos del futuro con mucho trabajo persistente sin desánimo alguno;
  • La dejación a un lado de la simulación que nos encierra en círculos viciosos que aíslan y desconocen la realidad del sufrimiento, que generan el conformismo que paraliza e impide ver y sentir el sufrimiento social;
  • El ejercicio permanente de la solidaridad con los que sufren, son explotados y con todos los que luchan por el bien todos.

Aquí está el Secreto Principal de que Por Esto! sea Por Esto!, nuestra Casa en Nuestra América.

Así lo pienso y así lo expreso en mi derecho a opinar con mis respetos para el pensamiento diferente y sin querer

https://www.poresto.net/2019/03/23/cual-es-el-secreto-de-por-esto/

(Fin de la crónica citada)

Y la segunda publicada con fecha domingo 24 de marzo del 2018 y el título UN ENCUENTRO MEMORABLE… Mi testimonio muy personal que también cito textual a continuación:

Queridos lectores de Crónicas Cubanas, como les expliqué en mi anterior crónica publicada en Por Esto! (¿Cuál es el Secreto de Por Esto!?) (*), les escribo desde Mérida con motivo de mi participación en las actividades conmemorativas de su 28 Aniversario. Lo hago a pocas horas de regresar a mi Habana Maravilla en el año 500 de su fundación, y quiero dejar en Mérida mis sentimientos y la impronta de todo lo que he vivido en estos días.

Los momentos vividos y las emociones han colmado mi Ser Interior y ahora les escribo del encuentro final que sostuvimos los cubanos invitados que escribimos en Por Esto! con el inolvidable Mario Menéndez su fundador y maestro de periodistas. En esta actividad que tuvo la intimidad de la familia que somos de conjunto, me encontré con el cierre final que infundió ánimos para continuar la lucha, porque Mario es ejemplo viviente en movimiento que no detiene el rumbo ya que siempre trata de adelantarse para encontrar en el futuro el modelo de las líneas estratégicas que tenemos que aplicar en el presente. Y nos lo cuenta todo para que quede el testimonio vivo de su pensamiento estratégico y podamos tomarlo muy en consideración. Mario no nos orienta nada en específico, Mario nos habla de su ejemplo para que cada cual lo analice críticamente en su Ser Interior y actúe conforme a su conciencia.

Ese es el valor y la utilidad que le asigno a estos diálogos finales efectuados como cierre de actividades en los Aniversarios de Por Esto! en Mérida. Los realizamos para después regresar a nuestra Cuba que también es de Mario, porque en Cuba estuvo un tiempo prácticamente asilado y en Cuba bebió en las fuentes vivas del pensamiento y la obra revolucionaria de Fidel y del Che lo que el propio Mario con emoción nos confesó que los lleva en su corazón para siempre. Por otra parte, también nos dijo que Armando Hart fue siempre y es ahora más aún cuando ya está en la Gloria de los Justos, su amigo del alma. De Armando Hart intelectual revolucionario de Cuba y de América por excelencia, tomó muchas de sus experiencias. Porque el pensamiento de Hart vive asentado en Por Esto! y de ahí no se irá. Dos paradigmas son luz y sal de su vida, Don Benito Juárez el Benemérito de América y José Martí el Apóstol de Cuba.

Quiero para finalizar mi testimonio emocionado de este encuentro que nos recordó que los pilares espirituales en que se funda Por Esto! son claros, bien definidos y sencillos de comprender:

  • Defender los intereses del Pueblo de México;
  • Nunca subordinarse a los poderes establecidos ni depender de sus financiamientos;
  • Trabajar todos días sin darse los lujos del descanso;
  • Atacar de frente y sin concesiones a la corrupción;

Así lo viví y así se lo testimonio en mi derecho a opinar con mis respetos para el pensamiento diferente y sin querer ofender a nadie en particular                                                                                                                                                                                                         

https://www.poresto.net/2019/03/24/un-encuentro-memorable/

(Fin de la crónica citada)

                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                             Para terminar, quiero decir que citar estas en esta ocasión estas dos crónicas constituyen un ejercicio de alto valor testimonial que da sello y colofón a mis experiencias, sentimientos y testimonios vividos en Mérida 2019. Para los buenos entendedores no hacen falta muchas palabras más

Continuará…

 

Finalmente les reitero mi correo electrónico con el propósito de que puedan trasmitirme dudas, criterios, opiniones y preguntas: fsmederos@gmail.com, en el sábado 6 de abril del 2019

 

Publicado en el Suplemento UNICORNIO de ciencia y cultura de Por Esto y en la Sección digital Especiales del periódico Por Esto! de Mérida, Yucatán, México el domingo 14 de abril del 2019

https://www.poresto.net/2019/04/14/la-esperanza-y-por-esto-mi-reflexion-final-sobre-el-28-aniversario-y-el-iv-seminario-internacional-de-periodismo/

Compartir

  0  Comentarios

  Aún no se ha agregado ningún comentario.

  Deja un comentario

- No se permiten insultos, ni palabras soeces o despectivas.
- No se permiten alusiones ofensivas sobre personas, hechos ni entidades.
- No se permiten conceptos racistas ni irrespetuosos a la diversidad de opción de las personas.
- No se permiten amenazas de ningún tipo.