Hoy es 22 deNoviembre de2017

Blog de Félix Sautié Mederos

Por un socialismo participativo y democrático (SPD)

Artículos de actualidad

Tal y como anuncié en mi última crónica escrita desde España, nuevamente estoy de regreso en mi Habana querida;  y, en esta oportunidad, quiero añadir que la encuentro esperanzada, pienso que quizás en exceso, por motivo de los anuncios de las relaciones entre Cuba y Estados Unidos que todos conocemos. Percibo a mi Ciudad natal suspirando, porque vengan tiempos mejores en los que al fin se puedan restañar los efectos de la desatención, de la falta de limpieza urbana, de los grandes baches en sus calles, avenidas e incluso aceras para el paso de peatones,  y sobre todo  de la burocracia local que tanto daño le han hecho a una Habana convertida en ruinas por la desidia, la desatención e incluso por un castigo absurdo. Es una burocracia citadina que no da la cara por ninguna parte para dialogar con la población que no la conoce, ni que tiene en cuenta sus anhelos y necesidades acumuladas. 

El contraste es triste porque cuando de nuevo camino por las calles de mi Centro Habana en donde vivo, las veo como de costumbre las veía antes de viajar: sin barrer, con aguas negras y basuras acumuladas, a oscuras y con ruinas evidentes por todas partes. Comprendo entonces que percibo el contraste con  Madrid y Palma de Mallorca a donde viajé y estuve por varias semanas, que es un contraste que me produce una muy especial  sensación  como si en La Habana hubiera llegado a una ciudad después de la batalla; incluso considero que es muy preocupante la situación que presentan los procesos de restauración en La Habana Vieja que se han estado realizando con cierta eficacia que se ha hecho evidente y, que actualmente se encuentran en un verdadero impase dado “cambios y/o intervenciones” que por la vía de “Radio Bemba” ( de boca a boca) se han dado a conocer, quizás para peor, los que se han efectuado en las áreas que ha atendido la Oficina del Historiador de La Habana que aparecen detenidas en su impulso que le era característico. Espero que no sean para peor y que solo sea una impresión subjetiva mía; lo espero por el bien de nuestra Ciudad porque en esas áreas era en donde en realidad podía apreciarse un verdadero renacimiento, gracias a un esfuerzo sostenido e inteligente del Historiador de la Ciudad. Para colmo en una entrevista que TELESUR le hizo a Eusebio Leal mis percepciones sobre la realidad de la restauración en La Habana Vieja, percibí que estaba confirmadas al respecto, según lo que pude apreciar de la entrevista que le realizó la periodista Cristina Escobar. No puedo entender que ante tanta desatención a La Habana, vaya a desarticularse lo poco que se ha hecho al respecto, y apoyo plenamente la obra realizada por la Oficina del Historiador de la Ciudad, más allá de cualquier discrepancia política que algunos puedan plantearle al respecto. Lo positivo hay que reconocerlo venga de donde venga y los procesos de Restauración en La Habana Vieja son algo positivo en lo concreto específico; esa es mi opinión que quiero plantear abiertamente en estos momentos de exclusión y nubarrones.

Opino que lo que me sucede en estos momentos de regreso a mi sufrida Ciudad, es que con el tiempo sin ver otras realidades nos acostumbramos a lo que tenemos a nuestro alrededor, pero cuando cambiamos   de presencia  hacia esos otros lugares y espacios, las diferencias y los contrastes saltan a la vista con fuerza hasta que de nuevo nos volvemos acostumbrar visualmente a lo que vemos y percibimos en lo cotidiano que nos rodea.  No es una seguidilla de la palabra lo que estoy planteando, es simplemente mi testimonio de vida que nadie me puede escamotear, porque estaría intentando hacerlo precisamente en el lugar que  describo que es verdaderamente La Habana maravilla y sus vecinos los que los que lo estamos sufriendo.

En estos días, además tuve la dicha de ver por televisión el izaje de la bandera cubana en nuestra Embajada en Washington, un hecho que en mi criterio muy personal y de acuerdo con mis sentimientos patrióticos de profunda cubanía, no debería ser enturbiado por diferencia política alguna, porque es la bandera del país que nos vio nacer y la representación de todo un pueblo que ha sufrido mucho y que comienza a verse considerado. Comprendo que nos faltan múltiples cambios en lo externo y muy especialmente en lo interno en donde las mentalidades detenidas en el tiempo, los métodos autoritarios y burocráticos tienen que cambiar necesariamente. Ello nos desmerita la emoción y la importancia del reconocimiento que esas relaciones con la Nación más poderosa del mundo de la que somos vecinos geográficos, significan. Lo contrario sería como trancar el dominó, o meter la cabeza en la tierra como los avestruces y cerrarse a toda solución pacífica de un diferendo de tanto tiempo y de una relación que alguien muy profesionalmente  ha planteado públicamente que “Cuba nunca ha tenido una relación normal con Estados Unidos”.

En estas circunstancias, percibo muy especialmente que hay personas muy determinantes que prefieren vivir en el pasado, a contrapelo de lo que planteó el propio Secretario Kerry, que considero muy importante que precisamente un Secretario de Estado de Estados Unidos lo expresara en Conferencia de Prensa junto al Canciller cubano, en los momentos del restablecimiento de nuestras relaciones diplomática y de la apertura de la Embajada de Cuba en Washington. Su planteamiento concreto en el sentido textual de la traducción que se transmitió por TV, expresó que “No hay nada más inútil que querer vivir en el pasado”. Eso considero  que es muy importante que en los propios Estados Unidos se tenga muy en cuenta, y que en Cuba especialmente también es válido. Estamos en momentos en que por todas partes aparecen personas detenidas en el tiempo tratando de impulsarnos hacia atrás, hacia un pasado de centralizaciones, autoritarismos y dogmatismos que tenemos que superar. 

En estos momentos conmemoramos los 500 años de fundado Santiago de Cuba; y las campañas y preparativos han llenado las informaciones diarias, pero de La Habana, nada, que es la Capital de la República, la Capital de todos los cubanos que dentro de unos pocos años para el 2019 también cumplirá sus 500 años. Poco se ha dicho  y poco se hace para esta conmemoración, más aún en momentos en que La Habana suena por todas partes y está siendo visitada desde muchos países. 

Me pregunto entonces como habanero de pura cepa, nacido y criado en La Habana, de padre y madre habaneros…: ¿Hasta cuándo? Solo del Historiador de La Habana he conocido un planteamiento público sobre la urgencia de lo que hay que hacer en una Habana y el corto tiempo con que se cuenta para ello, en la que constantemente se presentan derrumbes fatales y aparecen quejas no oídas y no resueltas por todas partes de sus vecinos hartos de tanta burocracia y mentiras. En mi opinión es esta la situación real de La Habana de la época del restablecimiento de relaciones con Estados Unidos, más allá de los triunfalismos que de nuevo están regresando y de las corrupciones que se conocen y de las que no se conocen o no se informan su existencia, aunque sus noticias le den la vuelta al mundo entero.

Así lo pienso, y así lo expreso con mis respetos por el pensamiento diferente y sin querer ofender a nadie en particular

Publicado en la Sección de cultura del Periódico Por Esto! De Mérida, Yucatán, México

 

Leer más ...

La noticia sobre la creación por el Papa Francisco de un Dicasterio dedicado a atender priorizadamente la comunicación de la Iglesia desde el Vaticano con el mundo, así como algunos párrafos de la información divulgada por la Santa Sede al respecto de esta importante medida, me llamaron poderosamente la atención en contraste con las informaciones algunas contradictorias y las incertidumbres que provocan al respecto de las urgentes necesidades de implementación y desarrollo de la nuevas tecnologías de la información en Cuba actualmente, donde entre trascendidos y desmentidos de esos trascendidos, se dan vueltas y vueltas a un asunto que se va estableciendo considero que tímidamente con algunas aperturas aún muy insuficientes, con un ritmo   a cuenta gotas y “estratificademente”. Me refiero a una cuestión trascendental de la  cual en su integralidad depende en buena parte el desarrollo presente y futuro del país, muy en especial para cerrar de una vez y por todas las brechas existentes en la actualidad con el resto del mundo en el uso y aprovechamiento de las nuevas tecnologías de la información. Las que durante mucho tiempo han estado restringidas, controladas estrictamente en su uso, estratificadas en su acceso solo a determinados grupos e instancias de la sociedad e incluso criminalizadas como posibles instrumentos del “enemigo”.  

Y, ahora Francisco se plantea una prioridad muy especial en su uso generalizado y universal con el propósito de alcanzar el mejor aprovechamiento de estas tecnologías como parte de sus esfuerzos de modernización de la Iglesia Católica y del Estado Vaticano. Los párrafos que concentraron mi atención y que me provocaron algunas consideraciones muy personales sobre el actual contexto cubano en este importante campo de la sociedad contemporánea, expresan importantes afirmaciones al respeto del tema digital por parte del Papa Francisco en su Carta Apostólica de “motu proprio”, que reitero contrastan en mi criterio con las incertidumbres, la timidez y las lentitudes con que en Cuba se están abordando estas decisivas tecnologías para el desarrollo y el normal desenvolvimiento de la sociedad contemporánea en el presente y el futuro. Los planteamientos del Papa al respecto fueron  tales como que: “El contexto mediático actual, caracterizado por la presencia y el desarrollo de los medios digitales, por la convergencia y la interactividad, requiere una reestructuración del sistema de información de la Santa Sede y obliga a una reorganización...conduce a una integración y gestión unitaria…, responderá de mejor manera a las exigencias de la misión de la Iglesia”

Como podrá observarse en el contenido del texto en cuestión Francisco aborda sin ambages la necesidad y la urgencia en asimilar estas tecnologías para su uso positivo, lo que en buen cubano según una expresión muy popular en nuestro país constituye entre nosotros en la actualidad un verdadero “tira y encoje” y  en el que no se acaban de tomar decisiones valientes, radicales y totalizadoras para que todo avance mejor en la Cuba de hoy  y por las vías más expeditas y abiertas para todos sin excepciones onerosas.

Las incertidumbres que se manifiestan en la práctica concreta  e incluso las declaraciones oficiales que al respecto se plantean en los medios locales , en mi criterio se encuentran lastradas por un conjunto de prejuicios sutiles y algunos explícitos, que le interponen cortapisas y limitaciones a lo que considero  urgente y necesario : una decidida acción totalizadora que implique a toda la población en el uso democrático y generalizado de tecnologías que en el mundo actual marcan el ritmo y la extensión de las relaciones entre personas, familias, pueblos en general, entidades sociales, económicas, comerciales, culturales,  instructivas, recreativas e incluso gubernamentales. Algo que ya está presente en toda la sociedad planetaria en general y que mientras más extendido sea a todos, mayor utilidad alcanzará.

Es una contradicción, que con los niveles de instrucción y cultura que posee el pueblo cubano, se realicen tales instrumentaciones reitero  a cuenta gotas y estratificadas en algo que por demás constituye una inversión que se paga no solo por la recuperación de sus costos y las ganancias que la recaudación que en si misma significa, sino que muy especialmente también por su muy positivo impacto en el fortalecimiento de la economía del país, sin contar los buenos resultados en la educación, la cultura, la recreación y la salud por mencionar tan solo algunos campos de la sociedad en los que las nuevas tecnologías alcanzan efectos a veces  realmente espectaculares.

¿Será tan difícil de comprender lo que estoy planteando?... En La Habana alguien del pueblo respondió a la pregunta de ¿Cuándo? se podrán  conectar las personas desde sus hogares, ante el planteamiento empresarial que para eso hacen falta muchas inversiones y dinero, su respuesta se refirió a algo que es clamor del pueblo: “Lo que hace falta no es el dinero, sino la voluntad de hacerlo” porque añado por mi parte que el dinero se recupera. Es en realidad un negocio rentable y eso está probado en todas partes. ¿Por qué en Cuba, habría de ser una excepción distinta a lo que sucede en otros países. Incluso con menos nivel cultural en la población…? ¿Cuál es la razón verdadera que lo impide que sea? ¡Quienes tengan oídos para oír, oigan porque el tiempo y la necesidad del pueblo y del desarrollo realmente apremian!

Finalmente quiero decir que mientras confeccionaba la presente crónica, recibí la noticia esperada sobre el acuerdo entre Cuba y Estados Unidos para la oficialización de sus relaciones diplomáticas y la reapertura de sus respectivas embajadas en Washington y La Habana. Noticia que realmente me regocija por la  importancia que conlleva para la paz y la no violencia en las relaciones entre países. Ahora es el momento de aprender a convivir como vecinos y potenciar la colaboración y la paz como principios esenciales de una relación entre vecinos cercanos y seres humanos que nos aporte esperanzas de presente y de futuro.

Así lo pienso y así lo afirmo con mis respetos para el pensamiento diferente y sin querer ofender a nadie en particular.

Publicado en el periódico Por Esto! de Mérida, Yucatán , México

Leer más ...

Cuba: La incertidumbre como procedimiento Destacado

Algunos analistas de la realidad cubana del momento han opinado que la principal impronta a modificar como parte esencial de los cambios y reformas que son imprescindibles para la superación de los problemas y dificultades que se afrontan en la Cuba  de hoy, es la realización de un urgente y profundo cambio de mentalidad; y principalmente, erradicar los métodos de gobernabilidad centralizados y autoritarios en los que la población  solo es un objeto pasivo que debe recibir orientaciones y nunca un sujeto promotor de la economía, la política, la cultura y la sociedad en general. Yo concuerdo con esos criterios y por mi parte añado, que es prioritario también quitarle la preponderancia que ha tenido y tiene la burocracia económica, administrativa y política que como se expresa en un dicho muy popular en Cuba “campea por sus respetos”; o sea hace, deshace, decide, advierte y complica las cosas. Pienso que eso es fundamental para que el país pueda salir adelante. Incluso quiero recordar que el daño que crea la burocracia ha sido señalado en los últimos tempos, en varías ocasiones por el Presidente Raúl Castro en algunos de sus discursos e intervenciones, lo cual constituye un reconocimiento tácito por parte de la Dirección del país al respecto de lo dañino de estas improntas y procedimientos a que me refiero.

La política de Plaza Sitiada que cada día se hace más obsoleta, sobre todo a partir del diálogo con Estados Unidos que todos conocemos, ha determinado y aún determina que se vean en cada nueva relación social a posibles enemigos por todas partes y se pierdan en el olvido a los posibles amigos que siempre van surgiendo y que la buena voluntad y la ética ciudadana nos recomiendan como actitud amistosa, tolerante y de buena educación.

En este orden de pensamiento, la burocracia se especializa en el maltrato a la población con que se relaciona, la que es tratada como posibles enemigos, posibles delincuentes o violadores  de toda norma de educación formal, así como de las normas de convivencia, sentido de pertenencia y de una profusión más de adjetivos; cuando precisamente cada vez que aparece algún caso grave de corrupción se da dentro de las instancias burocráticas y administrativas. Es como lo que sucede con los socorridos “CVP” y cuidadores de los comercios recaudadores de divisas que te exigen el papelito de pago a la salida; en donde por otra parte, te “multan” los precios de las mercancías, te escamotean los vueltos que deberían devolverte, te maltratan y menosprecian. Sucede entonces que cuando por lo general en esas unidades y dependencias comerciales, aparecen faltantes, desfalcos u otras irregularidades  entre los implicados principales se encuentran esos CVP  y  empleados a veces más exigentes con el público. Esto no solo lo estoy afirmando yo, también aparecen destacadamente reflejados en los programas policiacos ejemplarizantes que se transmiten por la Televisión Cubana.

Por otra parte, debo decir que poco se tiene en cuenta la imprescindible necesidad que es propia de todo correcto sentido práctico de la gobernabilidad  y del normal desenvolvimiento de la sociedad en su conjunto para que pueda avanzar sin “sobresaltos producidos artificialmente”, de generar confianza y estabilidad. En este orden de cosas significo algo que considero muy esencial, que deben promover los organismos e instancias globales del Gobierno, de la Administración y de la Economía; muy en especial los organismos y entidades financieras, bancarias y económicas que funcionan a partir de una acción básica encaminada a crear confianza que la incertidumbres y las improntas de ordeno y mando se encargan de diluir en una desconfianza que va en aumento en la medida que esos métodos no cambien. Tener muy en cuenta estas actitudes y procedimientos tan dañinos es crucial  en momentos en que la búsqueda de nuevas inversiones externas constituye una especial prioridad y una urgencia para el desarrollo y la estabilidad del país. Quiero añadir que sobre estas cuestiones tan controvertidas e importantes tengo múltiples informaciones y experiencias  que serían muy extensos relacionar.

Para poder avanzar social, política y económicamente, en mi criterio, es imprescindible frenar las incertidumbres inducidas por la burocracia en su proceder cotidiano, si no se quiere continuar bordeando el precipicio rumbo al caos y la desolación que pueden producirse cuando falten totalmente la confianza y las seguridades para continuar rumbo a un futuro sustentable de paz y prosperidad. Si se analizan los orígenes reales de la diáspora cubana que crece por días, la que tantas angustias crea a la familia en nuestro país, en mi criterio en buena parte están referidos a los procesos de incertidumbres como procedimiento generados por los burócratas autoritarios y centralizadores.

Además considero importante añadir, que si solo se tienen en cuenta el pensamiento y los criterios oficiales así como los que son apologéticos de quienes cumplen las funciones de “alabarderos del pensamiento oficial” al decir del  Ché, y no se nos escucha a los que estamos opinando y criticando con sentido constructivo,  después no podrán decir que nadie les avisó a tiempo de la debacle que tenemos por delante, porque los burócratas continúan haciendo y deshaciendo por su cuenta en una carrera vertiginosa y pienso que hay que desestimarlos y detenerlos por el bien del país y de la Nación cubana en general . Así lo pienso, así lo afirmo con mis respetos para el pensamiento diferente y sin querer ofender a nadie en particular.

Publicado en el periódico Por Esto! de Mérida, Yucatán , México

Leer más ...

Mientras que observaba la destreza en el uso y manejo de los dispositivos digitales de nuevo tipo que son propios del Siglo XXI (IPAD, LAPTOPS, AIRPHONE.) `por parte de  mis pequeños  nietos españoles Carlota, Martín y Julieta de 7,8 y 9 años, quienes jugaban en el salón de su casa en Palma de Mallorca con Cayetano un amiguito suyo del mismo edificio de 7 años, me asaltó a  mi mente y me puse a pensar en la parsimonia por no decir indolencia con que en Cuba se han tomado desde hace tiempo la urgencia que cada día se hace más perentoria,  de introducir masivamente y sin limitaciones ni exclusiones onerosas  las nuevas tecnologías del siglo XXI en lo concerniente a la digitalización y las comunicaciones.. No obstante, en este orden de cosas, debo reconocer que en la actualidad se han comenzado a proyectar algunos planes al respecto con tímidas aperturas y plazos que bien podrían considerarse para las “calendas griegas”, aunque no falta el triunfalismo de quienes dicen que Cuba va a ser el país más conectado del mundo (bla, bla). Se plantean prioridades en las cuales la población y las familias en sus residencias se encuentran relegadas a los últimos planos; con lo cual en mi criterio, no solo se pone en riesgo el futuro inmediato y a más largo plazo, sino incluso el presente en el cual los cubanos quedamos cada vez más retrasados formando parte de una brecha con el resto del mundo que se hace más ancha por días.

Todo ello contrasta agudamente con las facilidades y surtidos con que durante mucho tiempo se presentado en las tiendas de recaudación de divisas (TRD y otras)  de sofisticados equipos musicales con altavoces que por su volumen tan alto constituyen una verdadera epidemia de ruidos insoportables en los barrios residenciales. Para esos equipos no se han planteado las limitaciones que son inherentes a la política de Plaza Sitiada, sobre la que tantas veces he escrito en mis crónicas, porque no se les considera peligrosos ni instrumentos de los que pueda hacer uso “el enemigo” para subvertir el orden establecido; mientras que se mantienen anatemizadas y se les plantea un uso estrictamente controlado cuando ya no es queda más remedio para asumirlo a las tecnologías de la digitalización, INTERNET, las redes sociales y la comunicación en general, las que se desarrollan plenamente en el mundo de hoy con las más amplia participación de los niños que crecen imbuidos en los nuevos conceptos tecnológicos que caracterizan a la vida en que han nacido. Realmente los cubanos estamos ante un absurdo que es decisivo para nuestro presente y nuestro futuro inmediato.

Tampoco en los mercados incluso en los de divisas, se ponen a la venta computadoras, laptop, tabletas (sobre estos equipos se plantean algunas promesas  últimamente, ¡veremos!...) y otros medios que en el mundo de hoy cada vez son más imprescindibles para la educación, la economía, el tiempo libre y la vida en general. Reitero que esta situación contrasta con la masiva oferta de equipos musicales con alta potencia en sus altavoces que ponen en riesgo la salud auditiva de la población y que son objeto de quejas constantes de los vecinos en sus barrios de residencia.

Por otra parte, debo decir que recientemente se ha declarado que se informatizará a la sociedad cubana “para darle acceso libre y abierto a Internet, y no solo a los que tienen dinero sino a los que lo necesitan para el desarrollo de sus estudios e investigaciones” (1). Yo pienso que lo que se ha planteado es una apertura loable, pero me pregunto ¿Si en realidad, se considera que no son todos, principalmente los niños y los jóvenes quienes necesitamos con urgencia para nuestro presente y nuestro futuro a esas tecnologías con que hoy veo jugar a mis nietos y sus amiguitos en Palma de Mallorca? Y, también quiero añadir,  que no me vengan más con aquello de que en el mundo hay muchos que no tienen acceso a esas tecnologías por el atraso y la explotación a que están sumidos en sus respectivos países, porque si bien ello es cierto, no forma parte de las realidades cubanas con que nos ufanamos de nuestro desarrollo social, cultural y científico porque entonces caeríamos en una contradicción realmente inexplicable, como lo son también una contradicción los altos precios realmente prohibitivos, con que se están abriendo en Cuba los accesos a estas tecnología, aunque últimamente han comenzado a plantearse algunas rebajas al respecto. No obstante esos esfuerzos que considero positivos, realmente, cabría preguntarse: ¿quiénes en Cuba y en el mundo son los que podrían pagar esos precios para un libre acceso a INTERNET? Aquí podría decirles  a mis lectores de Por Esto!, algo que repite mucho un conocido animador y periodista de la Televisión Cubana: “saque usted sus propias conclusiones”

Además quiero expresar que la modernización integral más urgente y generalizada de la Cuba de hoy, en mi opinión es algo verdaderamente de vida o muerte para el futuro de la sociedad cubana y es imprescindible deslindarla de los conceptos obsoletos, detenidos en el tiempo , así como  de quienes parten en su accionar público de una mentalidad conservadora y autoritaria en muchas ocasiones totalmente cavernícola, que lastran los esfuerzos de actualización del sistema y de reformas que se plantean realizar, porque desde el punto de vista de la “real política” hemos llegado a punto de retraso y obsolescencia que ha tocado fondo y que no admite más dilaciones que pongan en peligro el presente y el futuro de la nación cubana.

La centralización autoritaria a ultranza y las actitudes intolerantes de muchos funcionarios de los más diversos niveles de autoridad que maltratan a la población sin considerar que ellos deberían ser sus servidores y no sus “cabos de escuadra”, es uno de los problemas más acuciantes a que se enfrentan las necesidades y urgencias de la modernización integral que requiere el país en su conjunto. En consecuencia se puede afirmar en mi criterio muy personal, que la primera prioridad de la modernización del país, está en establecer una política de cuadros que implique renovación, capacitación y exigencias de mínimos éticos de respeto y consideración para la ciudadanía, así como alcanzar una real eficiencia profesional y administrativa, que incluya desterrar un conjunto de métodos de gobernabilidad que lastaran decisivamente nuestro presente y futuro. . Sin una profunda renovación de cuadros y de conceptos funcionales de procedimiento, metodológicos y de gobernabilidad a los que deben atenerse, los esfuerzos de modernización serán realmente baldíos y en vez de progreso habrá un mayor retroceso del que y tenemos. Los ejemplos son múltiples y harían interminable esta crónica, solo hay que ser un cubano residente en el país para comprobarlo día a día. Finalmente no quiero dejar pasar el tiempo sin solidarizarme plenamente con los muy valientes planteamientos del Papa Francisco a favor de salvar a nuestra planeta y al género humano en general, planteados en su Encíclica reciente proclamada “Laudato si” ”.

Así lo pienso y así lo afirmo con mis respetos para la opinión diferente y sin querer ofender a nadie en particular.

(1)  Tomado de las declaraciones de Abel Prieto Asesor del Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros de Cuba a la prensa internacional durante su reciente paso por Madrid.

Publicado en el periódico Por Esto! de Mérida, Yucatán, México

Leer más ...

Crónicas Cubanas desde España

Con especial atención me estoy informando de algunos debates y criterios que se han suscitado en las últimas semanas en Cuba entre lo que se encuentra destacadamente la “Conferencia Internacional Nuevos Escenarios de la Comunicación Política en el Ámbito Digital”, en los que los problemas de la comunicación intersubjetiva, las informaciones actualizadas y libres a las personas, la digitalización y el uso generalizado de INTERNET, se encuentran en el primer orden del día, porque constituyen asuntos de vital importancia para la modernización y el desarrollo del país. Estas cuestiones se plantean en los momentos en que se está desenvolviendo un proceso tan importante para el futuro como son el restablecimiento de las relaciones diplomáticas con Estados Unidos, la apertura de las respectivas embajadas  en La Habana y Washington así como el diálogo entre ambos países como parte esencial de un proceso que llevará tiempo para la normalización de las relaciones en general.

Estas nuevas improntas y situaciones que se están manifestando han determinado un verdadero boom de visitas importantes a La Habana con vistas al análisis de las posibilidades de negocios e inversiones, así como abrir nuevos conceptos económicos, culturales, políticos y sociales. En este orden de cosas, se destacan muy especialmente las noticias financieras de aperturas de posibles créditos para la inversión y el desarrollo, como por ejemplo es la de la renegociación de la deuda cubana con el Club de París así como la renovación de su pago por parte de Cuba, lo que abrirá de seguro nuevas e importantes posibilidades económicas para el futuro inmediato. También se deben destacar algunas muy interesantes visitas de políticos y altos funcionarios de los gobiernos, parlamentos y estados de América, Europa e incluso Asía junto con importantes empresarios e inversionistas de esos países. Todo eso está muy bien y lo considero muy positivo, pero me pregunto yo: y el pueblo ¿qué? , tal y como se diría en “buen cubano”: ¿dónde queda?;  y los burócratas de la economía, de la política e incluso de la Cultura ¿podrán continuar como siempre dándole la espalda a todo lo que no sea salvaguardar sus intereses de mantener su control y poder absolutos, menospreciando la importancia del pueblo que es el verdadero soberano, muchas veces echado a un lado y menospreciado?

¿Creen que con sus recorridos interminables y poco efectivos, que con sus palabras mágicas para plantear soluciones en abstracto que nunca se ven en lo concreto, que con sus advertencias paternales unas veces y otras severas, podrán enfrentar un proceso tan complejo como el que estamos atravesando y continuar con el menosprecio de lo popular, sin además tener en cuenta la necesidad de favorecer el libre albedrío que es propio de la condición humana junto con la toma en consideración de una ciudadanía que sea efectivamente de ciudadanos que puedan decidir en todo lo que les concierne, y no una masa amorfa a la que puedan manejar a su antojo?.

Otro ejemplo muy importante de las cuestiones que están en juego al que quiero referirme, es la alternativa planteada al respecto de la decisión si en la apertura que se están proponiendo para autorizar al uso generalizado de INTERNET , así como de la banda ancha y de las comunicaciones en general, se comienza por las instancias oficiales en vez de por las familias y  las personas las que proponen relegarlas según ha trascendido para el año 2020: ¿Cómo creen entonces, qué podrán concitar: las esperanzas de la población, sus entusiasmos y sus apoyos efectivos?, la vida en la tierra es una y todos tenemos derechos a vivirla, no solo los “ungidos o consagrados”.  En este sentido considero que con palabras ”mágicas”, exclusiones y advertencias no  se podrá salir adelante en unas circunstancias , coyunturas e improntas en las que se ponen en juego la identidad nacional y el mismísimo concepto de nación y de país independiente y soberano, con una economía propia que nos permita subsistir y desarrollarnos.

Y, me pregunto también: ¿Será posible que aún crean que con sus métodos y sistemas centralizados, autoritarios y obsoletos podrán cumplir sus proyectos y planes económicos?,  cuando ni siquiera han podido cumplir con los muy modestos y limitados planes de recuperación de la producción azucarera, de la cual Cuba siempre fue un país puntero, por poner solo un ejemplo importante que bien se podría trasladar a la limpieza y la recogida de basuras en nuestra Habana maravilla  que es la Capital de todos los cubanos, pero que no está atendida como tal y que actualmente recibe con dignidad al boom de visitantes que vienen a ver lo que está sucediendo en Cuba,. No sigo poniendo ejemplos que podrían hacer interminable mi crónica, que he escrito con el corazón y los sentimientos de un habanero y de un cubano de pura cepa que de viaje temporal por España, suspira y añora su pronto regreso a su Rincón de Centro Habana muy adentro del corazón del pueblo y especialmente de los habaneros,  para continuar luchando por el desarrollo de nuestro país ya sea en lo económico, en lo político, lo cultural y lo social en general, así como por un Socialismo que sea verdaderamente participativo y democrático y por una República en la que quepamos todos sin exclusiones onerosas.

Creo que en estos momentos en que muchos se afanan en la macro economía y la macro política que son muy importantes lo reconozco; también muy especialmente, se impone una reconsideración esencial de conceptos, de métodos y de la necesidad ser tolerantes poniendo a la población, sus intereses y su efectiva participación en el primer orden de la gobernabilidad y de la sociedad en su conjunto. En mi criterio, si eso no se hace y continuamos con más de lo mismo y con dirigentes y funcionarios autoritarios, ineficientes, agresivos y detenidos el tiempo; sin plantearse una profunda renovación de cuadros y un cambio tajante de los métodos obsoletos de ordeno y mando echándolos definitivamente a un lado, nada podrá salirnos medianamente bien. En definitiva, ¡nada avanzará!..

Así lo pienso y así lo expreso con toda la franqueza que me es posible, con mis respetos por el pensamiento diferente y sin querer ofender a nadie en particular. Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

Publicado en Por Esto!  de Mérida Yucatán, México

Leer más ...

Un debate en el Diario de Mallorca, Islas Baleares, España…

En mi actual viaje por España no podía eludirme de lo que ha sido la noticia que ha conmocionado al mundo a partir del 17 de diciembre del año pasado y que desde entonces ocupa los primeros planos de las informaciones de la prensa internacional. Me refiero al anuncio del restablecimiento de las relaciones  diplomáticas entre Estados Unidos y Cuba, así  como  al diálogo que han iniciado ambos países para alcanzar la normalización de sus relaciones, que en definitiva deberían ser correspondientes a vecinos muy cercanos en la geografía y en la historia, aunque muy divergentes  en  sus respectivas políticas, modelos económicos  e intereses geopolíticos tácticos y estratégicos, con una realidad como estados independientes que ninguno podría evadir, que es la imposibilidad de mudarse del espacio geográfico en que se encuentran insertados.

En estas circunstancias tan especiales, a mi paso por Madrid dicté una Conferencia en la sede del Movimiento por  la Paz, el Desarme y la Libertad, MPDL de España, de cuya Revista Tiempo de Paz soy su Corresponsal Permanente legalmente acreditado en La Habana y también soy miembro de su Consejo de Redacción. El titulo de mi conferencia en la que participaron miembros de la Junta Directiva y otros activistas e invitados de la ONG encabezados por su Presidenta Francisca Sauquillo y por la Jefa de Redacción de Tiempo de Paz Teresa Rodríguez: fue “Estados Unidos –Cuba, una relación de amor odio”. En tanto que en Palma de Mallorca en donde reside mi hija Elenita y en donde participé en la Primera Comunión de mi nieta Julietica, sobre lo que escribí en mi pasada crónica en Por Esto! (1), fui invitado  por  el amigo mallorquín Gonzalo López Nadal, profesor de Historia Económica de la Universidad de las Isla Baleares, a participar en un debate enfocado en el tema en cuestión. El foro debate del que hablo, lo convocó el Club del Diario de Mallorca, una muy interesante institución periodística creada por la Cadena española de la que forma parte el Diario mallorquín del que les escribo, con el objetivo de promover el diálogo y el encuentro sobre temas interesantes para sus  lectores. El muy significativo encuentro que testimonio,  fue impulsado por Gonzalo López Nadal quien fungió como moderador y animador con preguntas agudas que también estuvieron secundadas por los participantes en el Foro que tuvo como tema un planteamiento anunciado de manera destacada durante varios días en el Diario de Mallorca: “El diferendo Cuba-Estados Unidos ¿final del trayecto?” , el otro panelista invitado por el Diario resultó ser  mi gran amigo José Manuel Martín Medem que es un destacado periodista español de izquierdas y yo invité por mi parte a intervenir en el foro a Manuel Rodríguez Maciá, antropólogo valenciano que ha visitado en múltiples ocasiones a Cuba y que posee un amplio conocimiento sobre la cultura y  la historia cubana.

Ante todo, debo decir que mi respuesta a la interrogante planteada por el Diario de Mallorca como tema central del evento, fue que el resultado del diferendo Estados Unidos Cuba a partir del pasado 17 de diciembre del 2014, de acuerdo con los anuncios respectivos de los presidentes Barack Obama de Estados Unidos y Raúl Castro de Cuba, no lo podemos considerar para nada como el final del trayecto histórico recorrido por ambos países vecinos desde los albores mismos del surgimiento de sus respetivas nacionalidades.

En mi criterio estamos en el inicio de una nueva etapa en nuestros recorridos por la historia regional y universal que deviene un proceso inevitable que tarde o temprano había que iniciar y que no podemos eludir porque como vecinos muy cercanos en la geografía que somos, resulta imprescindible en bien del equilibrio y la paz del mundo que aprendamos a convivir en paz, con pleno respecto a nuestras soberanías, independencia, cultura e identidades nacionales.

Además expuse que en mi criterio a los cubanos se ha nos ha planteado una disyuntiva histórica que podría ser comparada con el SER o NO SER de Hamlet, ya que se mantienen vigentes los intereses anexionistas de Cuba en lo económico y geopolítico por parte de los Estados Unidos; que desde su mismo surgimiento como nación independiente de la Corona Británica en el Siglo XVIII, ha pujado por establecer de una forma u otra el límite Sur de sus fronteras con Cuba a la entrada y cerrando el Golfo de México. Las intervenciones de José Manuel  Martín Medem y de mi invitado  valenciano Dr. Manuel Rodríguez Maciá fueron también amplias y enjundiosas. La de Medem  versó sobre le significado de este diferendo y los resultados planteados el 17 de diciembre en el conjunto de una América Latina, en donde se están produciendo grandes cambios progresistas; y la de Rodríguez Maciá fue una síntesis histórica del comportamiento de España en el devenir de su antigua colonia y las posibilidades de cooperación y trabajo conjunto que en definitiva no se ha materializado consecuentemente.

Considero que el Presidente Obama fue explícito en su proclama del 17 de diciembre al respecto de este diferendo, cuando expresó claramente que “pondremos fin a un enfoque anticuado que durante décadas no ha podido promover nuestros intereses…No creo que podamos seguir haciendo lo mismo que hemos hecho durante cinco décadas y esperar un resultado diferente” En resumen, sus intenciones finales en mi opinión en sus intríngulis siguen siendo las mismas de siempre, pero con otros métodos y alternativas que tampoco son nuevos porque ya desde la época en que se preparaba la campaña presidencial de Ronald Reagan y se debatió el Documento de Santa Fe, estuvo presente la alternativa de lograr el cambio de Gobierno en Cuba por otros métodos de relaciones diplomáticas e incluso de cooperación que hoy se renuevan en la política de Obama. 

Finalmente en mi opinión lo importante es que el diálogo entre Estados Unidos y Cuba, se desenvuelva en igualdad de condiciones. con pleno respeto a la identidad de ambos países, sin que uno de los dos se trate de imponer sobre el otro. La disyuntiva está abierta y todo dependerá del respeto mutuo y de que aprendamos a vivir en paz como vecinos cercanos que somos. El debate resultó ser muy animado y jalonado por múltiples preguntas de los asistentes que consumieron más allá de sus límites el tiempo previsto. Quedó un sabor de que estamos ante un temaq ue debería continuar analizándose y debatiendo en otros encuentros similares. Albricias por la iniciativa del Club del Diario de Mallorca.

Así lo pienso y así lo firmo con mis respetos para la opinión diferente y sin querer ofender a nadie en particular.

(1)  Ver en Por Esto!, Dar Sentido y Sabor a la Vida,  lunes 1 de junio del 2015, http://www.poresto.net/ver_nota.php?zona=yucatan&idSeccion=22&idTitulo=405602

Publicado en el periódico Por Esto! de Mérida, Yucatán, México

Leer más ...

Hace algunos días asistí junto con mi esposa Elena, a un muy interesente encuentro con unos músicos y artistas, jóvenes de edad y jóvenes de espíritu, que se han planteado como obra de su vida transitar a través de nuevos caminos estéticos inspirados en los sonidos y las improntas del Siglo XXI. Ellos, por su edad y por su pensamiento, constituyen partes inherentes, lo que en mi criterio quienes somos más viejos deberíamos comenzar a comprender mejor, en vez de vetarlos o incluso descalificarlos tal y como lo hacen algunas personas detenidas en el tiempo, que no alcanzan a comprender la dialéctica esencial y especialmente las dinámicas que la vida día a día nos va planteando en la actualidad, con las que el pensamiento joven y fresco se identifica plenamente y se hace parte de lo que en el sentido holístico deviene un fundamento determinante del futuro a que estamos avocados. Escribo sobre un futuro ya presente, que nos transmite sus señales de existencia por medio de un conjunto de manifestaciones científicas, sociales, económicas y artísticas alternativas que podemos encontrar en nuestra sociedad, como las que disfruté en la muy interesante tarde habanera que les pretendo testimoniar hoy en mis Crónicas Cubanas.

Me refiero a la actividad cultural de vanguardia titulada “Escenarios alternativos en Cuba” que expuso ante nosotros a un grupo de jóvenes artistas con su arte de los nuevos tiempos, en el hermoso Palacio de Velasco Sarrá de La Habana Vieja Maravilla, como parte de la actividad Jueves de la Embajada que periódicamente realiza la Consejería Cultural española en La Habana. Los artistas que dialogaron con los que asistimos fueron Telmary cantante, Djoy de Cuba (DJ Productor), David Chapet organizador del Brutal Fest, Raquel Ávila organizadora del Havana World Music y Eric Silva diseñador Gráfico, presentados por la muy joven especialista de Arte Laura Martín. Además del diálogo que se efectuó entonces, todo concluyó con la muy interesante interpretación musical del Grupo Ramuf que nos deleitó con los característicos instrumentos de nuevo tipo creados con un radio VEF de onda corta, una máquina de escribir portátil, una botella con agua mineral y unas placas usadas de rayos X junto con sus guitarras, por tan solo mencionar algunos de los objetos devenidos instrumentos capaces de interpretar los sonidos de la época y de convertirlos en notas musicales armónicas y cadenciosas con acordes agradables al oído. Algo realmente de vanguardia.

En relación con estas cuestiones tan importantes y a veces tan poco comprendidas, antes de continuar con mi testimonio, como ejemplo de lo que está sucediendo mientras que nosotros nos hacemos más viejos y nos ponemos en peligro de convertirnos en estatuas de sal, si miramos para atrás y nos hacemos parte del pasado, deteniéndonos en el tiempo, quiero exponer algo que me sucedió hace algunos meses con una de mis nietas, con sus 7 años de edad entonces (Julietica), la que apenas alcanzaba dos cuartas del suelo como decimos en Cuba. El hecho fue que yo estaba enfrascado con el bloqueo que no podía resolver por mi cuenta de un IPAD de Apple símbolo esencial de las nuevas tecnologías del Siglo XXI; y mi nieta, quien observaba mi infructuosa insistencia técnico profana, me dijo con su vocecita: “abuelo tú no sabes, dame acá” y tomando el IPAD en sus muy pequeñas manos me lo puso a funcionar. La cuestión es que ella es parte de la era del IPAD y nació en la España de nuestros ancestros en donde vive actualmente mi hija Elenita, en medio de las alternativas de la electrónica, la digitalización, la Internet, la televisión digital satelital y en general las nuevas tecnologías del Siglo XXI que han llenado el entorno en que vino al mundo y se ha criado, algo muy concreto que denominamos influencia determinante del medio en que nos desenvolvemos. Eso es lo que sucede con estos jóvenes artistas que son incomprendidos por quienes están en el presente proyectados hacia el pasado así como detenidos en el tiempo; y en consecuencia, no pueden comprender el futuro.

Quiero decirles que muy en especial como aficionado a las artes plásticas y estudioso de la historia del arte por algunos años que he sido y que soy, me impresionó la exposición de carteles y la intervención del joven diseñador gráfico Eric Silva, quien nos explico con profundidad y sencillez de lenguaje sus objetivos y criterios estéticos esenciales, que por demás en el catálogo distribuido a quienes participamos en la actividad nos resumió muy profesionalmente la especialista Laura Martin citando a su vez un párrafo de Maybel Elena Martínez sobre el contenido de dicha exposición titulada ALTER NATIVO (1) , que cito textual porque en mi criterio resume lo esencial que puedo expresar al respecto en el breve espacio de que dispongo: “…La exposición que se rotula Alter-nativo del diseñador gráfico Eric Silva. Una oportunidad como pocas para discursar sobre la existencia de un nuevo cubano, más universal y dialéctico (…). Reflejar las relaciones de su imaginería con contextos afines. Rescatar las equivalencias históricas entre Cuba, su iconografía y el mundo, no de una manera directa que cerque las posibilidades de incluir libremente el factor subjetivo, sino a través de la creación de un espacio dinámico donde el público pueda descubrir analogías, diferencias y sacar conclusiones propias…”

Podría decir muchas cosas más, muy interesantes sobre la formación de Eric Silva, la influencia y apoyo del arte mexicano y de España en particular, su manera de expresar su respeto sobre la historia de Cuba, sus héroes epónimos como Maceo y Che así como sobre nuestra Patrona y Reina la Virgen de la Caridad del Cobre, junto con todo lo conceptual e interesante que también nos explicaron los artistas músicos así como los promotores de la música de nuestros tiempos que intervinieron, en lo que puedo catalogar como una tarde de disfrute estético e ilustración que nos mostró señales de un futuro que se hace presente al cual nunca deberíamos tenerle miedo ni mucho menos aprensión. Un nuevo acierto de sus organizadores, que pasa por encima de diferencias políticas e ideológicas y busca lo que por la tradición, la historia, las etnias y familias compartidas nos une en favor del encuentro, la amistad y la paz para todos. Así lo disfruté, así lo percibí, así lo pienso y así lo expreso con mis respetos para el pensamiento diferente y sin querer ofender a nadie en particular. Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

(1) Exposición de máscaras e imágenes con evidente influencia del arte mexicano sobre la muerte, en mi criterio muy personal, que próximamente se presentará en México nuestro hermano país latinoamericano tan cerca de nuestra geografía, nuestra cultura ,nuestra historia y nuestros sentimientos.

Publicado en Por esto!

Leer más ...

Aquello de que al paso del tiempo, las nostalgias, las historias compartidas y los amigos de siempre en ocasiones nos hacen vivir otra vez, es una reflexión filosófica que a veces la leemos en las novelas o en los relatos que otros escriben, sin pensar que esas improntas cuando hemos tenido una larga vida pueden presentársenos a nosotros también, sin que necesariamente hayamos publicado algún libro testimoniando alguna de esas historias que pueden emocionarnos tanto en la novelas y en los relatos de otros. Me refiero a experiencias que no me abandonan en mis propósitos de ser un cronista de la época que me ha tocado vivir; y que con cierta frecuencia, se aparecen ante mí sin esperarlas ni poderlas prevenir, porque algunas de las vueltas que da la historia son así: espontáneas e inesperadas.

En consecuencia, hoy quiero relatar algo que experimenté hace algunos días cuando en respuesta a la gentil invitación que por correo electrónico me planteó un viejo amigo asistí, junto con mi esposa Elena, a un concierto titulado “Todo de Antonio Vivaldi” en la hermosa Sala Ignacio Cervantes, ubicada en el último piso del Palacio de los Matrimonios de La Habana, ayer Casino Español de La Habana jalonada en su techo con los coloridos escudos e insignias de la España de nuestros ancestros; una verdadera obra de arte de La Habana Maravilla. Mi amigo en cuestión es un músico cubano de una muy larga trayectoria profesional y principalmente un profesor de siempre, al que conocí en la década de los años 70 del Siglo pasado cuando me ejercí como Director de la Escuela Nacional de Arte, la “ENA” así como Director General de las Escuelas de Arte del país, y él era un profesor dedicado a la enseñanza de la música en aquel centro educacional de tan larga tradición cultural, docente, habanera y cubana.

Mi amigo es un violinista cubano de excelencia. Me refiero a Evelio Tieles, quien junto con el pianista Cecilio Tieles son unos hermanos dedicados a la música de por vida, que prestigian la cultura cubana, de quienes me regocijo ser su amigo y admirador. Evelio vive actualmente en Tarragona, parte de la Cataluña de sus ancestros, allí ha realizado importantes aportes a la música y la cultura local, especialmente en la enseñanza, pero nunca ha dejado de sentirse profundamente cubano también muy comprometido con nuestro arte y nuestra Cultura Nacional la que transpira por sus poros. Que nadie se extrañe de las circunstancias que planteo en que se desenvuelve Evelio Tieles entre Cuba y España, España y Cuba; ese es un flujo de siempre desde las dos orillas de un mismo Océano, del que por cierto surgieron las habaneras canciones cargadas de nostalgias y amor marinero. Orillas lejanas geográficamente pero en lo espiritual unidas por la tradición, la cultura y por unos lazos muy especiales de familia que no se pueden romper; en los que la política y los avatares que constantemente se presentan en el día a día, tienen muy poca influencia negativa. Los dogmáticos y los detenidos en el tiempo de una y otra orilla han intentado afectarlos a contrapelo del más genuino pensamiento martiano quien luchó contra un mal gobierno de España nunca contra lo español valenciano de su padre ni lo español canario de su madre. Lazos familiares cubanos y españoles que la sangre, la tradición y la historia compartida han fortalecido en el tiempo.

Reitero que mi amigo Evelio viaja constantemente entre las dos orillas. Pienso yo que en busca del aliento de vida propio de una espiritualidad compartida que es angustia, delirio y pasión sin la cual no le es posible vivir. Yo me la explico así y la encuentro reflejada en los conciertos que promueve y que participa como intérprete en La Habana, en los que quisiera tenernos a todos sus amigos de aquí y de allá como participantes y testigos de su pasión por el lenguaje de su alma que expresa con las cuerdas de su violín, a las que arranca jirones de sus sentimientos y de su vida por describir de alguna manera comprensible la forma en que mueve su cuerpo y exhala sus sentimientos cuando interpreta su música.

En aquella ocasión en la Sala Cervantes me encontré a muchos de los amigos compartidos de Evelio y míos también; él nos había convocado a un resumen de su visita en esta ocasión con un programa en el que actuaría en conjunto con el violonchelista Alejandro Rodríguez y los violinistas Augusto Diago, Iresis García y él, acompañados por el Conjunto Instrumental Nuestro Tiempo, toda una muestra de cubanía y excelencia en la que Vivaldi voló por aquella hermosa sala con sus acordes alegres y optimistas, según mi interpretación profana de siempre de su Música que aprecio muy especialmente y que no me canso de oírla en mi ordenador mientras que escribo mis crónicas y artículos; quizás como un estímulo de vida, pero en aquellos momentos sentí a un Vivaldi vivo y activo transportado por la pasión de Evelio y de los demás músicos que magistralmente aprecié que lo acompañaban y que lo rodeaban con un profesionalismo excepcional compartido.

Lo relato porque no quiero que se pierda este acontecimiento cultural habanero, en un olvido ingrato hacia quien ha dedicado su vida a la música en Cuba y en la España de nuestros ancestros. La España de nuestras familias y nuestros apellidos, apreciada más allá de los poderosos de siempre que poco tienen que ver con una cultura hispánica compartida que en nosotros es africana, mestiza y castiza a la vez como síntesis del ajiaco cubano de que nos habló Don Fernando Ortiz.

Así lo experimenté y así lo siento en mi alma de cubano y habanero de pura cepa, e intento testimoniarlo con mis respetos para quienes piensen diferente y sin querer ofender a nadie en particular.

Publicado en Por Esto!

Leer más ...

Mis meditaciones finales de la Semana Santa habanera del 2015

Después de los sentimientos y consideraciones que publiqué con motivo de mi participación en la liturgia del pasado Domingo de Ramos, bulliciosa y cargada de participaciones desbordadas con el titulo: “Y, ¿QUÉ SON ESOS DESBORDAMIENTOS QUE NADIE MOVILIZA...?” (1) había pensado no volver a escribir sobre el tema de la Semana Santa 2015 que he vivido los últimos días en mi Habana de siempre que suspira, pero mis observaciones de los que asistieron a las actividades del Triduo que conforman el jueves, viernes y sábado santo motivaron en mi Ser Interior hondas expresiones de espiritualidad compartida, que considero imprescindible testimoniarlas a mis lectores de Crónicas Cubanas porque quizás en el futuro ya no sea igual, cuando los caminos hoy aún bloqueados por el empecinamiento de algunos, se abran definitivamente pletóricos de respeto por las libertades de pensamiento y sobre todo de expresión de las ideas, debido a que en ese futuro que está por venir se hayan esfumado los entorpecimientos que los burócratas detenidos en el tiempo aún tratan de mantener vigentes, lo que quizás también, y valga la redundancia del término, solo sea un sueño mío que transformo en una crónica de mi peregrinaje terrenal, porque soñar es una de las más hermosas expresiones de estar vivos y presentes en el mundo que nos ha tocado existir. 

Para mí, tanto el jueves como el viernes santos ambos, se me presentó en mi conciencia de católico un dilema contrastante que quiero compartir, entre lo viejo detenido en el tiempo que los telediarios nos informaban repetidamente hasta el cansancio con presencias tan reiteradas en todo que reflejan las imágenes de la desesperanza con que se aferran a los poderes temporales proyectadas sobre la población, mientras que aparece lo nuevo que se abre pero que tampoco podría considerarse como tan nuevo porque de lo prohibido que fue, durante el tiempo de la política del Ateísmo Científico ya derogada, ahora renace en la novedad de los cambios que han comenzado a producirse y que tanto hemos esperado y esperamos aún. 

Confieso que lo que testimonio en esta crónica, lo he vivido intensamente como parte de la comunicación intersubjetiva con quienes me rodearon en cada liturgia a la que asistí. He visto y he vivido junto a las personas presentes en mi Parroquia habitual de la Basílica Menor de la Caridad del Cobre en Centro Habana; en donde por demás se estrenó un nuevo Rector del Santuario, el padre Ariel Suárez, un místico de profundidades teológicas, que se ha mostrado capaz de elevar a sus feligreses hacia las hondas vivencias espirituales propias de una liturgia viva y activa que alimenta, sugiere y despierta a nuestras espiritualidades inherentes a la condición humana, las que como resultado del amor proclamado y ejercido por Jesús de Nazaret nos redimió para siempre. Así lo pienso y no me ruboriza para nada expresarlo y publicarlo en mi crónica, por eso he vuelto a escribirles a mis lectores sobre esta Semana 2015 desde mi Rincón de Centro Habana en donde vivo, sufro y lucho. 

Puedo comenzar por decir que según mi apreciación sociológica y especialmente mística, las expresiones de las personas participantes en estas actividades del Triduo de Semana Santa en mi Parroquia, la Basílica menor de Nuestra Señora de la Caridad del Cobre, eran manifestaciones asentadas propias de una espiritualidad que con el tiempo se ha ido abriendo paso en medio de tanto ateísmo y tantas mediocridades y desencantos que hemos estado viviendo los habaneros y podría decir también que los cubanos en general. No eran manifestaciones externas estereotipadas de exhibición pública con fines de lucimiento humano y muchas veces histéricas que poco tienen que ver con una fe verdadera y una espiritualidad responsable. 

En estas circunstancias recordé con insistencia, aquello que nos recomendó Jesús en el Evangelio de Mateo Capítulo 6, versículos 5 y 6 que dicen textualmente: “Y cuando oréis, no seáis como los hipócritas que gustan de orar en las sinagogas y en las esquinas de las plazas bien plantados para ser vistos por los hombres; en verdad os digo que ya han recibido su paga. Tú, en cambio, cuando vayas a orar, entra en tu aposento y, después de cerrar la puerta, ora a tu Padre, que está allí en lo secreto; y tu Padre, que ve en lo secreto, te recompensará...”. Para cumplir con ese mandato hay que desarrollar un asentamiento en la fe y en la espiritualidad de los cuales precisamente confieso que me sentí rodeado por la presencia de los muchos feligreses en estas liturgias desbordadas de sentimiento e incluso del silencio que nos reclaman los hechos que conmemoramos cada Semana Santa como son el lavado de pies de Jesús a sus apóstoles, la instauración de la Eucaristía como legado para siempre de El Maestro a los seres humanos, su pasión, muerte y principalmente su resurrección evidente según nos atestiguan las Escrituras que dan base esencial a nuestra Fe, porque como planteó San Pablo en su Primera Carta a los Corintios, Capítulo 15 versículo 14 y cito: “Y si no resucitó Cristo, vacía es nuestra predicación, vacía también nuestra fe...” 

Esto es lo esencial de la liturgia que realizamos en esos días de oración, recogimiento y finalmente júbilo pascual que anima nuestras esperanzas que enaltecen nuestras vidas, contrastando con tantas consignas y palabras vacías de quienes con sus presencias reiteradas en todos los medios, siempre dicen las mismas cosas cual si fueran palabras mágicas que en realidad no conducen a nada en concreto, y con sus expresiones dogmáticas se proponen detenernos en el tiempo y frenar nuestros desarrollos espirituales que nos dirigen hacia el Camino, la Verdad y la Vida que es Jesús, el de Nazaret, el Cristo que optó por el amor, por los pobres y por la redención de todos los seres humanos. ¡Felices Pascuas de Resurrección para todos! Así lo he vivido, así lo experimento y así lo afirmo con mis respetos para el pensamiento diferente y sin querer ofender a nadie en particular. Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

1) Ver en Por Esto! Jueves, 2 de abril del 2015. Jueves Santo,

http://www.poresto.net/ver_nota.php?zona=yucatan&idSeccion=22&idTitulo=392534

Publicado en Por Esto!

Leer más ...

Cada Domingo de Ramos, cuando el calendario juliano que tiene que ver con la rotación lunar, lo determina, el pueblo de a pie que es generalmente el más humilde y sufrido de todos los estratos poblacionales que viven en el país, mayoritariamente con otros segmentos de la población que ya no son de tan a pie, por decirlo de alguna forma comprensible, amanece en los templos católicos y reclama su ramo de palma que según la liturgia en definitiva es un sacramental de la fe para conmemorar la entrada triunfal de Jesús en Jerusalén, que los católicos que asistimos regularmente a misa conmemoramos repitiendo las frases que dicen “Bendito sea el que viene en el nombre del Señor”.

Leer más ...

Contra todos los pronósticos, el equipo de béisbol Isla de la Juventud, que se identifica como “Los Piratas” de “La Isla”, en el actual play off de la 54 Serie Nacional de Béisbol 2015, derrotó en una final crucial de su serie particular al poderoso equipo de Matanzas, que se identifica con “Los Cocodrilos” y que ha sido la novena de béisbol que más juegos y mejores resultados ha alcanzado durante toda la actual 54 Serie Nacional y, por tanto, el favorito de los especialistas para ser el Campeón de Cuba 2015, en la gran final programada contra el equipo de Ciego de Ávila, ganador en la parte oriental del play off.

Leer más ...

Hace algunos días participé en un Seminario periodístico convocado por el periódico POR ESTO! con motivo de las actividades programadas por su 24 aniversario, a las que hube de asistir junto con un grupo de colegas cubanos amigos de muchos años de su Director fundador Mario Renato Menéndez que además publicamos con cierta regularidad en POR ESTO! y que estamos comprometidos con sus objetivos centrales de promover la Dignidad, la Identidad y la Soberanía; en consecuencia, quiero compartir con mis lectores de Crónicas Cubanas algunas de mis percepciones y sentimientos al respecto del encuentro y de los temas que se expusieron, comenzando por una primera experiencia que propongo tener en cuenta. 

Leer más ...

Página 8 de 27

left

Félix Sautié Mederos

Licenciado en Ciencias Sociales, especializado en Economía. Licenciado en Estudios Bíblicos y Teológicos. Corresponsal Permanente en Cuba de la Revista Tiempo de Paz...  Leer más